Connect with us

Futbol Internacional

Lopetegui regresa a Krasnodar

Sevilla, 22 nov (EFE).- Julen Lopetegui, ahora entrenador del Sevilla, viaja a Krasnodar, ciudad rusa que estará siempre marcada en su currículum pues fue allí donde recibió la comunicación de su destitución como seleccionador nacional de España en las vísperas de iniciarse el Mundial de 2018.

El técnico guipuzcoano estaba concentrado con la Roja en una ciudad que no iba a ser sede de ningún partido de esa cita mundialista pero que alberga un moderno estadio y unas magníficas instalaciones deportivas donde se ultimaba la preparación de la cita.

Escenarios que volverá a ver dos años y medio después con motivo del partido que el Sevilla disputa el martes frente al Krasnodar en la cuarta jornada de la fase de grupos de la Liga de Campeones.

Entonces, con todo centrado en el comienzo de la participación de España en el Mundial, fijada para un viernes 15 de junio ante Portugal en la sede de Sochi, el martes anterior el Real Madrid anunció que Lopetegui sería el entrenador de su equipo para la siguiente campaña (2018-19).

Un día después, el miércoles 13 de junio, la Real Federación Española de Fútbol (RFEF) anunció que Fernando Hierro, entonces su director deportivo, asumía el cargo de seleccionador en sustitución de Julen Lopetegui, quien había sido destituido horas antes.

Daba fin así a una etapa de dos años en el cargo, cuyo contrato había renovado poco antes y que dejó con veinte partidos, catorce victorias, seis empates, cero derrotas, 61 goles a favor y 13 en contra.

En esa misma jornada, el preparador vasco abandonó la concentración de la selección española, en la ciudad deportiva del FC Krasnodar, tras despedirse de los jugadores, para tomar un vuelo con destino a Madrid, donde al día siguiente fue presentado como nuevo entrenador del Real Madrid en el palco de honor del estadio Santiago Bernabéu.

Lopetegui, que sustituía a Zinedine Zidane en el banquillo blanco, quiso pasar página entonces de todo lo ocurrido y centrarse en una nueva etapa que no funcionó, pues en el curso 2018-19 duró muy pocos partidos al frente del Real Madrid, al ser destituido tras diez jornadas de LaLiga para que su puesto lo ocupara el argentino Santiago Solari.

El entrenador sufrió dos duros y resonados traspiés muy seguidos en una carrera profesional que recondujo cuando el director deportivo del Sevilla, Ramón Rodríguez 'Monchi', se fijó en él para dirigir al equipo hispalense.

El técnico nacido en Asteasu hace 54 años fue presentado como entrenador sevillista el 5 de junio de 2019 y firmó un contrato de tres temporadas, de las que actualmente cumple la segunda.

El exseleccionador nacional y exentrenador del Real Madrid planteó dudas en un sector del sevillismo, pero Lopetegui quiso dejar claro que en su etapa con España no dio "ninguna espantada", que fue "cesado", además de precisar que "no por repetir muchas veces una mentira ésta se convierte en realidad".

Sobre su siguiente destitución en el Real Madrid, dijo que salió del club "en el momento en el que se trataba de hacer algo diferente" y consideró tuvo que dejar el equipo "muy temprano".

Lopetegui quiso centrarse otra vez en esta nueva etapa y puntualizó que no iba a referirse mas a ese pasado inmediato, aunque a principios de este noviembre, con la visita del Krasnodar al Sánchez Pizjuán en la tercera jornada de la Champions, fue preguntado en la previa por los recuerdos que le venían a su cabeza sobre esa ciudad rusa.

Aseguró entonces que Krasnodar le sugería el nombre de una ciudad sede de un equipo que se medía al Sevilla y ante el que había que estar centrados al cien por cien, como se demostró posteriormente en la victoria por 3-2, después de que los rusos se pusieran con un 0-2 y los españoles remontaran con un jugador menos por la expulsión de Jesús Navas.

Ahora, Lopetegui, que la pasada temporada colocó al Sevilla en la cuarta posición de LaLiga -empatado a puntos con el tercero- y campeón de la Liga Europa, retorna a Krasnodar sin ninguna añoranza ni rencor, sólo a por tres puntos con los que poner un pie y medio en los octavos de final del máximo torneo continental.

El Estadio Krasnodar, eso sí, ya lo ha estrenado como entrenador, y lo hizo con victoria de España por 1-0 ante Túnez con gol de un exsevillista como Iago Aspas.

Fue el último amistoso de la selección nacional antes de aquel Mundial y se disputó el 9 de junio de 2018, un encuentro que a la postre sería el último de Lopetegui al frente de la Roja.

Antonio Gutiérrez

Publicidad
Clic aquí para comentar

    Deja tu comentario

    Publicidad
    Publicidad

    Te puede gustar

    Publicidad

    Más noticias en COS